Seguridad

Cuando se trata de seguridad, diseñamos partiendo de cero. Todo en el Outlander está pensado desde el enfoque de la seguridad del vehículo y sus ocupantes: el diseño de la carrocería, el habitáculo, las luces, los frenos y todos los elementos pensados para evitar un accidente, en primer lugar, y reducir al mínimo su impacto en caso de que se produzca.
Safety comes as standard

Sistema de mitigación de colisión frontal (FCM)

Más seguro en caso de colisión

Con una combinación de cámaras y radar láser, el sistema FCM calcula tu distancia y velocidad con respecto de la del vehículo que llevas delante. Si el sistema detecta un peligro de colisión, suena una alarma y se reduce automáticamente la velocidad del vehículo.
Te ayuda a mantener la distancia de seguridad

Control de velocidad de crucero adaptativo (ACC)

Te ayuda a mantener la distancia de seguridad

Este sistema utiliza un radar para mantener una distancia segura entre tu vehículo y el vehículo que llevas delante. Si el vehículo de delante está demasiado cerca, reduce la velocidad o se detiene, el sistema ACC automáticamente reducirá o detendrá tu coche por sí solo. Ofrece mayor seguridad y tranquilidad, especialmente en situaciones de tráfico en las que se producen múltiples arranques y paradas.

Sistema de alerta de salida de carril (LDW)

Si te sales del carril, el coche te lo indica

Esta función inteligente emite un pitido y muestra una advertencia en el salpicadero para hacerte saber que tu vehículo se ha salido del carril y no estás utilizando los intermitentes.

Sistema automático de activación de luces de carretera (AHB)

Activa la luz de carretera por ti

La luz de carretera cambia automáticamente a luz de cruce cuando se detectan vehículos que vienen de frente para facilitar la conducción nocturna. Una vez que el vehículo ha pasado, vuelve a activarse la luz de carretera. Nunca tendrás que apartar las manos del volante para seleccionarla manualmente.

Sistema de detección de ángulo muerto (BSW)

No más sorpresas inesperadas

Esta función utiliza sensores de radar para detectar vehículos en los ángulos muertos de tu Outlander. Si vas a realizar un cambio de carril y el sistema detecta un vehículo, en el retrovisor de la puerta más cercano al lado del peligro parpadeará una luz y sonará una alarma.

Sistema de alerta de tráfico trasero (RCTA)

Circular marcha atrás con confianza

Si los sensores de radar del paragolpes trasero detectan un vehículo que se aproxima una vez que hayas puesto la marcha atrás, en la pantalla informativa aparecerá un mensaje de advertencia, sonará una alarma y en los retrovisores de ambas puertas parpadeará un indicador.

Sistema de mitigación de aceleración no intencionada (UMS)

Facilita el aparcamiento

Ayuda a evitar colisiones mientras aparcas haciendo sonar una alarma y mostrando un mensaje de advertencia si los sensores delanteros o traseros detectan un obstáculo cerca. También controla la aceleración si accidentalmente pisas el acelerador a fondo.

Control de estabilidad activo (ASTC)

Aunque tú te distraigas, el coche no lo hará

El sistema de control de estabilidad activo funciona utilizando los sensores de a bordo para analizar el movimiento del vehículo e identificar cualquier movimiento inestable. Si las ruedas pierden agarre sobre superficies deslizantes o al tomar una curva, el sistema ASTC ajusta automáticamente la potencia del motor y aplica fuerza de frenado a las ruedas correspondientes para ayudar a mantener el control y evitar el derrapaje. La función de control de tracción aplica fuerza de frenado a las ruedas que están girando para suavizar la arrancada y la aceleración en línea recta.

Sistema de asistencia de arranque en cuesta (HSA)

Evita el deslizamiento hacia atrás en pendientes

El sistema HSA facilita el arranque en pendientes pronunciadas cuesta arriba evitando el deslizamiento hacia atrás del vehículo. Cuando el sistema detecta una pendiente, mantiene los frenos aplicados automáticamente hasta que se acciona el acelerador.

Carrocería Reinforced Impact Safety Evolution (RISE)

Una gran coraza protectora

El Outlander está diseñado utilizando nuestra avanzada carrocería RISE. Mediante este sistema se colocan refuerzos en puntos estratégicos para ayudar a dirigir y absorber la energía en caso de que se produzca una colisión de gran impacto. Tú y tus pasajeros estaréis seguros cuando más lo necesitáis.

Sistema de siete airbags

Sistema de siete airbags

Protección para todos

El Outlander está equipado con un sistema de 7 airbags para proteger a todos los ocupantes en caso de colisión. Los ocupantes de los asientos delanteros están protegidos por los airbags delanteros, además de un airbag adicional para las rodillas del conductor en caso de colisión frontal. Si se produce una colisión lateral, los ocupantes delanteros están protegidos por airbags laterales y los ocupantes de ambas filas de asientos están protegidos por airbags de cortina que se extienden a lo largo de los laterales.

Para descubrir más sobre seguridad puedes consultar el catálogo